Skip to main content

QUE ES:

CALDERA BIOMASA

ENERGÍAS LÍMPIAS Y CLIMATIZACIÓN

¿Qué es una caldera de BIOMASA?

La caldera de biomasa representa una opción ecológica en reemplazo de las calderas que utilizan combustibles fósiles, ya que aprovecha recursos energéticos naturales que se regeneran fácilmente.

Las calderas de biomasa aprovechan combustibles naturales, como pellets de madera, huesos de aceituna, residuos forestales, cáscaras de frutos secos, entre otros, como fuente de energía para generar calefacción (a través de radiadores, aire o suelo radiante) y agua caliente en viviendas o edificios residenciales.

Por todas estas razones, las calderas de biomasa son consideradas como las calderas de combustión más respetuosas con el medio ambiente disponibles en el mercado.

No obstante, es importante distinguir una caldera de biomasa de una estufa de pellets. Aunque ambas utilizan pellets como combustible, las estufas de pellets se utilizan principalmente a nivel doméstico y tienen una potencia más limitada (aproximadamente 10 kW).

¿Cómo funciona una caldera de biomasa?

El funcionamiento de una caldera de biomasa guarda similitudes con el de otras calderas convencionales. En este tipo de calderas, se quema combustible como pellets, astillas, o huesos de aceituna, generando una llama horizontal que ingresa a la caldera. Durante el proceso de combustión, se genera calor, que se transfiere al circuito de agua mediante un intercambiador incorporado en la caldera. De esta manera, se obtiene agua caliente que puede utilizarse para el sistema de calefacción o para el suministro de agua caliente sanitaria (ACS).

Para llevar a cabo este proceso, las calderas de biomasa cuentan con un recipiente (también conocido como silo) para almacenar el biocombustible, el cual se encuentra ubicado en las cercanías de la caldera. Un alimentador de tornillo se encarga de transportar el biocombustible desde este silo hasta la caldera, donde se lleva a cabo la combustión. Durante la combustión se genera ceniza, la cual se recoge automáticamente en un cenicero, pero es necesario vaciarlo varias veces al año.

Las calderas de biomasa proporcionana un rendimiento superior al 90%, lo que implica que su desempeño es más eficiente en comparación con la mayoría de las calderas de gas y gasóleo.

Mantenimiento caldera BIOMASA

El mantenimiento de una caldera de biomasa es esencial para preservar su eficiencia energética, garantizar un consumo óptimo en busca del mejor confort climático y lograr ahorros significativos. Además, un adecuado mantenimiento contribuye a prolongar la vida útil de la caldera y aumentar la seguridad.

Conforme al Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios (RITE, RD 1027/2007, de 20 de Julio), se debe realizar una revisión y mantenimiento anual de las calderas de biomasa. En el caso de las calderas de pellets, es necesario realizar revisiones periódicas basadas en los siguientes aspectos:

  • La cantidad de horas de funcionamiento anuales.
  • El nivel de control que brinda la caldera.
  • El nivel de automatismo para limpiar la parrilla e intercambiador.
  • La calidad del combustible utilizado. Es importante tener en cuenta que un combustible de calidad regular genera más cenizas, costras y suciedad.
  • La ventilación adecuada. Por ejemplo, si existen tramos horizontales largos, será necesario limpiar con mayor frecuencia debido a la acumulación de hollín.
  • El dimensionamiento adecuado de la caldera de biomasa en relación al tamaño del edificio. Si la caldera está sobredimensionada, se producirán más ciclos de arranque y parada, lo que genera mayor suciedad y acorta la vida útil de la caldera.

Mejores calderas de biomasa del mercado

Podemos afirmar que la caldera de biomasa ideal es aquella que cumple con los siguientes criterios:

  • Su manejo es fácil, con un panel de control comprensible para cualquier usuario.
  • Es fácil de mantener.
  • Incorpora un sistema automático de limpieza, lo que reduce la necesidad de preocuparse por la limpieza de forma regular, ya que las cenizas se retiran automáticamente en intervalos determinados.
  • Es fiable, duradera y cumple con la normativa vigente en cuanto a la emisión de gases a la atmósfera, manteniendo los niveles por debajo de 200 mg/m3 de CO2 y 150 mg/m3 de generación de polvo.

También es importante considerar, para mejorar el rendimiento de una caldera de biomasa, la instalación de un acumulador de calor. Este acumulador almacena el calor de manera similar a un sistema de energía solar, lo que permite una gestión más eficiente y el uso posterior de la energía térmica cuando sea necesario.

Instalación de caldera de biomasa en una vivienda unifamiliar nueva

Como mencionamos anteriormente, las calderas de biomasa deben cumplir los requisitos establecidos por el Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios (RITE), al igual que las calderas de gas.

Las calderas de biomasa para calefacción y agua caliente sanitaria (ACS) son una alternativa a los sistemas tradicionales de calefacción eléctrica y ACS en viviendas unifamiliares.

Estas calderas de biocombustible se instalan tanto en grandes edificios como hospitales y edificios públicos, como en entornos domésticos, como viviendas unifamiliares, para generar calefacción y ACS.

En la actualidad, al construir una casa o chalet en áreas rurales, se exige la instalación de algún sistema de energía renovable, como la energía solar.

Tomemos como ejemplo una casa unifamiliar situada en una zona rural, donde es necesario satisfacer al menos el 50% de la necesidad de agua caliente mediante la utilización de colectores solares térmicos.

Sin embargo, si optas por instalar una caldera de biomasa, puedes evitar esa obligación según lo permitido por el Código Técnico de la Edificación. De esta manera, podrías prescindir de la instalación de paneles solares térmicos.

Aunque si tu objetivo es ahorrar y utilizar energías limpias y sostenibles, tanto la biomasa como la energía solar son dos tecnologías que se complementan perfectamente.

Precio caldera biomasa vivienda unifamiliar

La principal ventaja de las calderas de biomasa es su respeto por el medio ambiente y su menor huella de carbono. Están diseñadas para lograr un alto ahorro económico y no emitir sustancias tóxicas a la atmósfera. Sin embargo, este enfoque de diseño se refleja en su precio, el cual es más elevado en comparación con un calentador de agua tradicional.

Los precios de las calderas de biomasa puede variar según distintos factores. Algunos de los más determinantes son:

  • El tipo de combustible que utilizan.
  • Los materiales utilizados en su fabricación.
  • Si están destinadas únicamente a la calefacción o si son calderas mixtas (calefacción y ACS).

Para tener una referencia de precios, las calderas de biomasa que proporcionan únicamente calefacción suelen tener un costo menor en comparación con las calderas mixtas. En este caso, los precios oscilan entre 1.200 € en la gama más económica y más de 3.000 € en modelos de alta gama. Por otro lado, el precio inicial de una caldera de biomasa mixta (calefacción + ACS) ronda entre los 3.500 € y 4.000 €.

Estufa de pellets
Estufa de pellets Alaska
10 kw, 80 m² de superficie calefactable, 5 niveles de potencia
Caldera Biomasa programable
Stufe a Pellet Italia SRL
22 kw, hidroestufa, calienta hasta 140 m², 5 niveles de potencia, programable
Mejor estufa pellets calidad precio
BioWAWE 8.0 plus
Clase energéticaA++, Rendimiento de potencia %min 95,3 % máx. 92,3 %

La principal ventaja de utilizar biomasa es la obtención de calor a un coste reducido, lo que a su vez conlleva la disminución de las emisiones de CO2.

Esperamos haber resuelto tus dudas sobre las calderas de biomasa, mantenimiento e instalación.

¡Compartir!